LOADING

Type to search

Clasificación de productos cárnicos

Share

Como su nombre lo indica, los productos cárnicos están elaborados principalmente con carne de una o varias especies de animales de abasto. A dichos alimento a veces se le agregan grasas y condimentos. Además, estos productos pasan por un tratamiento de desecación, cocción, salazón, embutido o algún otro proceso de transformación.

Existe una clasificación para los diferentes tipos de productos cárnicos: 

  • Productos cárnicos crudos: para consumir este tipo de producto, es necesario que pasen por un proceso de cocción. 
  • Productos cárnicos crudos listos y no listos para consumo: los característicos de este grupo son la mortadela, las salchichas Frankfut y las salchichas Viena.
  • Productos cárnicos curados: son lo que pasan por un proceso de curación. Generalmente se consumen crudos, son productos como el jamón serrano.
  • Productos cárnicos cocidos: están hechos con carne, viseras, sangre o sus mezclas. Son curados y sometidos a procesos térmicos. Tienen distintas presentaciones, como troceados, emulsionados, enteros o en cortes. Algunos ejemplos son las mortadelas, el jamón cocido y las salchichas. 
  • Productos cárnicos precocidos: están elaborados con una variedad  más amplia de carnes. Algunos ejemplos son los patés de hígado y las morcillas.
  • Productos cárnicos desecados, secos o salados: son el resultado de la deshidratación de la carne magra, si que el valor nutricional sea alterado. Un ejemplo muy conocido es la carne tipo jerky.
  • Productos cárnicos empanados o rebozados: son los productos que han sido cubiertos con pan rallado para posteriormente ser fritos.

Como se mencionó anteriormente, la salchicha forma pertenece al grupo de productos cárnicos cocidos. Además, cabe recalcar que no todos los productos pasan por el mismo proceso, todo depende de la categoría en la que se encuentre.

Referencias:

http://www.fao.org/ag/againfo/themes/es/meat/Processing_product.html
Etiquetas:

Related Stories