LOADING

Type to search

Share

Cómo elegir la carne correcta

AUTOR –  Equipo Editorial COMECARNE

Saber elegir la carne e identificar el tipo de corte es importante para optimizar la preparación de los alimentos y, sobre todo, para que resulte un deleite al paladar.

La carne forma parte esencial de una dieta saludable; todas las guías alimentarias mundiales recomiendan consumir ésta y otras proteínas de origen animal como parte de una dieta equilibrada.

Está compuesta principalmente por:

  • Proteínas,
  • Vitaminas B6y B12, necesaria para el crecimiento, replicación celular, formación de eritrocitos y en la síntesis de nucleoproteínas y mielina
  • Minerales, especialmente hierro, indispensable para transportar oxígeno a todos nuestros órganos y zinc, que ayuda a fabricar proteínas y ADN.

Si compras carne en el supermercado considera lo siguiente:

Color y olor
Carne de res:
Si está fresca tendrá un tono rojo brillante, como el de una cereza. Si su color es muy café o negruzco, el corte ya no tiene la textura fresca que necesitas. Elige siempre los cortes que tengan una textura que combine con un buen color.

Carne de cerdo:
Tendrá un color generalmente menos rojo, tendiendo más al rosado, pero igualmente brillante y de buena textura.

Pollo:
Es crucial revisar que no se encuentre demasiado seco u opaco.Es muy importante poder percibir cualquier olor no característico o normal, cómo sería el caso de un olor  putrefacto.

Si la carne es la correcta
Esto refiere a que es indispensable conocer el corte y para qué sirve (tipo de cocinado). Por ejemplo, si el cocinado es para olla o sartén, parrilla u horno.

Muchas veces una carne con un proceso de cocción erróneo no resulta muy apetitosa. Los supermercados tienen espacios diferenciados para cada tipo de carne, lo que también está en el rotulado del empaque.

Fecha de envasado
Es lo primero que debes revisar, elegir un corte que lleve más de una semana en los congeladores no es lo óptimo. Cuando la carne está refrigerada debe estar tierna y al apretar el envase, no debe romperse, lo ideal es escoger cortes que lleven como máximo dos días de envasado. La carne congelada es dura al tacto y tiene una mayor vida de anaquel.

Un punto fundamental y que muchas veces no tomamos en cuenta, es que lo último que debes tomar y poner en tu carro de compras es la carne.  Es esencial conservar la cadena de frío, por lo que, si la colocamos al inicio de nuestras compras, la carne pasará mucho tiempo sin refrigeración lo cual puede causar una descomposición en la misma o alterar su calidad.

Temperaturas recomendadas para cocinar carnes
El Servicio de Inocuidad e Inspección de Alimentos (FSIS, por sus siglas en inglés) del USDA recomienda cocinar todos los cortes de carne hasta 62.8 ˚C, al medir con un termómetro para alimentos en la parte más gruesa de la carne. Posteriormente, permitir un tiempo de reposo de tres minutos antes de cortar y consumir.

Las carnes molidas de res, cordero y cerdo se deben cocinar hasta 71.1 ˚C y no requieren un tiempo de reposo.

La temperatura recomendada para todos los productos de aves, incluyendo carne molida de pollo y pavo, es de 73.9 ˚C.

SUSCRÍBETE

para recibir más información sobre la industria cárnica
Compendio Estadístico 2018

EVENTOS PRÓXIMOS

Seminario Interactivo de Aduanas